-- ESTILO Blogs --
blogs

7 estrategias para tratar con alguien irritable

Por Jackie Smith

Todos los días nos enfrentamos a personas complicadas, inflexibles, que no saben controlar su enojo. Antes de prestarse a su juego, respira bien y medita cada palabra o gesto. De lo contrario podrías avivar el fuego y provocar un incendio.

31/ago 2017

Regularmente, espero que no todos los días, nos encontramos con  personas complicadas, molestas, con  mal carácter o enojadas. Enfrentarse con alguien mientras está enojado resulta difícil y puede tener consecuencias para nuestra paz mental. Un jefe, amigo, compañero, tu pareja o tus padres, quien quiera que sea que ha desatado su ira contra ti debe ser enfrentado de manera inteligente. Al final recuerda que no puedes dejar que otros controlen tus emociones, no puedes cambiarlos a ellos pero sí tu reacción.  A continuación algunas estrategias para contrarrestar a alguien irritable.

image
1.Escucha. Quizás te parezca difícil de lograr pero escuchar es el primer paso para tratar con personas “irrazonables”. Todo el mundo quiere sentirse escuchado, aún las personas más difíciles. Ningún progreso puede tener lugar hasta que la otra persona se sienta reconocida así que presta atención a lo que dice, y mientras mantenga la línea de respeto, sigue la conversación, podría parecer menos compleja o dar algún giro inesperado si lo haces.

2.Mantén la calma. Esto también te puede parecer complicado pero si logras dominar tus impulsos lo conseguirás. Recuerda que cuando una situación es emocionalmente cargada, es fácil quedar atrapado en el calor del momento, no caigas en la trampa del otro. Vigila tu respiración. Trata de tomar algunas respiraciones lentas y profundas. Relájate aún en medio de la tormenta.

3.No juzgues. Por muy tóxica o complicada que sea la persona, no sabes lo que está pasando.
Es probable que si alguien está actuando de forma irrazonable es porque esconda emociones negativas, problemas, vulnerabilidad o miedo. No juzgar nos ayuda a ver las cosas y las personas de otra manera.

4.No enciendas más el fuego. Por ejemplo, decirle a alguien que está evidentemente iracundo o molesto que se calme o que se calle solo lo hará enojarse más o empeorar la situación. Siempre y cuando sea una situación tolerable y no rompa los límites del respeto, déjalo que se desahogue y cuando esté más tranquilo dialoga con él o ella. Díle lo que piensas o sientes y las razones por las que no estás de acuerdo con su conducta.

reflections-on-leadership-anger-management

5.Evita sonreír. Si estás con una persona molesta al máximo nivel evita sonreír ya que pensará que te burlas de ella. Aunque el buen humor puede diluir la tensión en algunas situaciones, en otras corres el riesgo de encender el fuego de nuevo.

6.No actúes a la defensiva. Esto también es difícil. Naturalmente no estás disfrutando las cosas terribles  u odiosas que te están diciendo o las cosas que no son ciertas y vas a querer defenderte. Pero piensa que actuar a la defensiva no va a ayudar. Recuerda que no es sobre ti, no lo tomes personal, es la otra persona la del problema no eres tú.

7.No devuelvas enojo por enojo. No quieras controlar ira con ira. Elevar la voz, señalar con el dedo o hablar irrespetuosamente a la otra persona solo añadirá combustible a una situación ya acalorada. Utiliza una voz baja, tranquila, incluso monótona. No trates de discutir sobre la otra persona o su conducta. Tampoco la quieras convencer de lo contrario. Espera hasta que tome aliento y luego hable.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Categorías
Sin categoría
--BLOGS CON ESTILO--